ideas

“Su primera vez en un campamento de verano y tengo muchas dudas”

Cada vez son más las familias que deciden enviar a sus hijos a los campamentos de verano. Y también son muchos los padres que por primera vez se enfrentan a esta decisión, manifestando ciertos miedos e incertidumbres. Los expertos inciden en que los campamentos de verano presentan muchas ventajas para los pequeños (diversión, aprendizaje, trabajo en equipo, autonomía, habilidades de comunicación…), pero hay que saber elegir el adecuado, según la edad, características o aficiones de cada niño.

Preguntas y respuestas

¿Cuál es la mejor edad?
1. Los campamentos urbanos funcionan con una dinámica similar a la del colegio, por lo que son perfectos desde los 3 años.
2. Cuando se trata de dormir fuera de casa, el momento adecuado lo va a marcar el propio niño, según su nivel de madurez. Lo habitual suele ser a partir de los 6-7 años de edad.
3. Si la opción es reforzar un idioma fuera de España, la recomedación es esperar a los 12 años.

¿Qué tipo de campamento elegimos?
Deportes, idiomas, aprendizaje, temáticas especializadas. Hay muchas opciones disponibles a la hora de elegir el ámbito de entretenimiento, pero hay que tener en cuenta las cualidades y gustos de cada niño.

¿Y si no quiere ir?
A veces hay que dar un pequeño empujón y ayudar a dar el primer paso, pero nunca imponerlo. No conviene que los niños vayan obligados o que vean el campamento como un castigo.

¿Se lo pasará bien? ¿Se integrará?
Conviene preguntar las actividades y/o hablar con los monitores o personas responsables sobre las actividades. En cuanto a integrarse, los niños son por naturaleza sociables, y en muchas ocasiones desde el autobús ya se han hecho nuevos amiguitos.

¿Y si tiene algún problema o se pone malito?
Los monitores y coordinadores responsables tendrán suficiente experiencia para solventar estas cuestiones.

¿Nos echará de menos?
Por supuesto. Aunque en la mayoría de los casos, los padres lo pasan peor.

¿Son seguras las actividades?¿Hay vigilancia?
Las actividades que se realizan deben están supervisadas y vigiladas por un equipo de monitores (especialistas si la actividad lo requiere).

RECOMENDACIÓN: Lo mejor para que los padres estén tranquilos es obtener la mayor información posible sobre el campamento que les interesa y asistir, si fuera posible, a reuniones informativas para conocer todos los detalles: actividades, equipo, instalaciones, medidas de seguridad,… Y después, con toda la información en mano, tomar la decisión.

Y el resultado será… ¡¡¡una experiencia enriquecedora e inolvidable para tu hijo!!!

(Visited 12 times, 1 visits today)
1 605

Deja un comentario